19Feb. 20

Harpagofito, cuándo y cómo tomarlo #TuFarmacéuticoInforma



El uso tradicional de la raíz de harpagofito se acepta para aliviar los dolores articulares, así como para tratar la flatulencia, la sensación de hinchazón y la falta temporal de apetito

La planta medicinal del harpagofito es también conocida como la garra del diablo, por la curiosa forma de sus frutos

El harpagofito, Hapagophytum procumbens en su nombre latino, es una planta originaria del sur de África, cuyas raíces encierran numerosas sustancias activas siendo una de las plantas más importante indicadas para aliviar el dolor articular.

De acuerdo con la farmacopea europea, la parte medicinal del harpagofito se encuentra en la raíz secundaria tuberizada, cortada y desecada.

Sus propiedades medicinales se atribuyen principalmente a las sustancias que contiene dicha raíz conocidas como iridoides, entre las que se encuentra el harpagósido.

En cuanto a los usos terapéuticos del harpagofito, tanto la Agencia Europea del Medicamento como la Sociedad Europea de Fitoterapia aceptan el uso tradicional de la raíz de harpagofito para el alivio de los dolores articulares, así como para desórdenes digestivos leves, como flatulencia y sensación de hinchazón y para la falta temporal de apetito.

En cuanto a la posología, las pautas que establece la Agencia Europea del Medicamento son las siguientes:

Para el alivio de los dolores articulares:

  • Si la tomamos en infusión: hemos de consumir 4,5 g de planta desecada y triturada en 500 ml de agua, en 3 tomas. Es importante señalar que el preparado debe macerar 8 horas.
  • Si lo hacemos en polvo (en cápsulas o comprimidos), son 435 mg de harpagofito 3 veces al día.
  • Y en el caso de extracto fluido: la pauta es de 1,03 g en una sola dosis.

En general, los preparados de raíz de harpagofito son bien tolerados y solo se aprecian reacciones adversas leves en tratamientos prolongados o en individuos especialmente sensibles.

No obstante, conviene destacar que está contraindicado en úlcera péptica y gastritis debido a que su contenido en principios amargos podría incrementar la secreción gástrica de ácido clorhídrico.

Por ello, y al igual que sucede con cualquier otra planta medicinal, es importante notificar su uso tanto al médico como al farmacéutico de confianza para evitar interacciones o efectos adversos no deseados con otros medicamentos.

Descubre más artículos sobre Plantas medicinales en el canal Tu Farmacéutico Informa.

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!

Recibe nuestro boletín semanal

*Al suscribirte estás aceptando las condiciones de uso y política de privacidad

Artículos recomendados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR