Dolor crónico, una enfermedad en sí misma #TuFarmacéuticoInforma

Según datos de la Sociedad Española del Dolor, se calcula que diez millones de españoles sufren dolor de forma constante y se estima que entre el 40% y el 80% de las consultas al médico están relacionadas con el mismo. Desde la Asociación Internacional de Estudio del Dolor, se considera que debería tratarse como una enfermedad en sí misma.

El dolor, como vimos en un videoconsejo anterior, es una señal desagradable de nuestro sistema nervioso, que nos alerta de que algo funciona mal.

El dolor puede ser en forma de pinchazo, de hormigueo, de ardor, de rigidez o de opresión y de molestia en general.

Según datos de la Sociedad Española del Dolor, se calcula que diez millones de españoles sufren dolor de forma constante y se estima que entre el 40% y el 80% de las consultas al médico están relacionadas con el mismo.

A diferencia del dolor agudo —ese dolor puntual y que desaparece cuando mejoramos—, el dolor crónico puede durar semanas, meses o incluso años.

Un dolor crónico, como proceso complejo, no finaliza cuando cesa la enfermedad o la causa que lo originó, sino que persiste en el tiempo, afectando severamente a la calidad de vida de los pacientes y a su entorno familiar y laboral.

Un dolor crónico que, desde la Asociación Internacional de Estudio del Dolor, se considera que debería tratarse como una enfermedad en sí misma.

Aunque en ocasiones no hay una causa clara de origen para el dolor crónico, existen algunas afecciones que si pueden desencadenar un dolor crónico como son:

Es frecuente que las personas con dolor crónico presenten también otros síntomas como cansancio, problemas para conciliar el sueño o cambios de humor. Un dolor crónico puede conducir a las personas que lo sufren a tener baja autoestima, depresión, ansiedad, ira o frustración.

Debes conocer también la existencia de Unidades del Dolor específicas en centros hospitalarios a las que poder acudir para ser diagnosticado y tratado adecuadamente por especialistas.

Se trata de Unidades del Dolor multidisciplinares que suelen estar coordinadas por un anestesiólogo especialista en el tratamiento del dolor en coordinación con otros profesionales como neurocirujanos, farmacéuticos, fisioterapeutas, reumatólogos, oncólogos, psicólogos, entre otros.

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!

Recibe nuestro boletín semanal

*Al suscribirte estás aceptando las condiciones de uso y política de privacidad

Artículos recomendados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR