Cinco consejos para no quemarse el primer día de playa

Canal: General

Con la llegada del verano, la exposición a la luz solar es mucho mayor que en el resto del año. Por ello, es primordial seguir una serie de consejos para no quemarse, sobre todo, el primer día de playa.

Cinco consejos para no quemarse el primer día de playa
Enfermedades y patologías relacionadas: Cáncer de piel

Arrancamos el verano, para muchos la mejor época del año: es tiempo de descansar y disfrutar de las vacaciones. Pero, sobre todo, de exponerse al sol.  Practicar deporte al aire libre, pasar domingos de terraceo, ir a la playa o a la piscina puede convertirse en un problema si no lo hacemos con protección. Y es que, con la llegada del buen tiempo, el sol puede convertirse en nuestro peor enemigo. Exponerse a los rayos UVA/UVB sin protección solar puede ocasionar en nuestra piel lesiones muy graves. Entre ellas, cáncer de piel. Según datos de la AEDV –Academia Española de Dermatología y Venereología– en los últimos cuatro años, España ha aumentado un 38% los casos detectados. Pedro Jaén, presidente de la academia, confirma que “hasta un 80% de los casos de cáncer de piel podrían reducirse con hábitos saludables desde la infancia”.

Por ese motivo, los expertos en protección solar de Safe Sea nos dan cinco consejos esenciales para no quemarse y mantener una piel sana y protegida durante todo el año, especialmente, en el primer día de playa:

  1. Protección UVA/UVB: a la hora de comprar la crema solar, es importante verificar que es de “amplio espectro”, es decir, que filtra tanto rayos UVA como UVB. Además, se aconseja que tenga un Factor de Protección Solar (FPS) de, al  menos, 30.
  2. Llaves, móvil y crema solar: de la misma forma que nunca salimos de casa sin estos objetos, en verano no se puede esperar a allegar a la playa o estar en la calle para aplicarse la crema solar. Hay que hacerlo en casa 30 minutos antes de marcharse.
  3. Ropa, sombrero y gafas: una camiseta de algodón, una gorra o un sombrero y unas gafas son los mejores aliados si se va a estar expuesto al sol durante horas.
  4. No bajar la guardia en días nublados: aquello de que en los días nublados el sol no “pega” es un mito. Simplemente, no se percibe la luz solar y parece que su efecto es menor. Sin embargo, los rayos ultravioleta siguen afectando a la piel.
  5. Sol y medioambiente: no se puede creer que mientras se está dentro del mar, se está resguardado de las radiaciones solares. Al contrario, se debe tener más precaución. Muchas cremas solares no son resistentes al agua y, al transcurrir menos de 40 minutos, su efecto protector disminuye y/o desaparece. Por ello, es recomendable utilizar un protector solar que sea resistente al agua y que, además, no desprenda activos químicos, de forma que respete se el ecosistema de mares y océanos.
¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!

Recibe nuestro boletín semanal

*Al suscribirte estás aceptando las condiciones de uso y política de privacidad

Artículos recomendados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR