Vulvodinia: Tratamiento

Tratamiento

Para la vulvodinia primero se opta por un tratamiento médico conservador.

El tratamiento más común son los antiinflamatorios, como los esteroides de alta potencia, antihistamínicos o inhibidores de la Cox-2. Los tricíclicos, que son principalmente antidepresivos, así como los medicamentos anticonvulsivos, a menudo trabajan para aliviar el dolor. La nitroglicerina tópica puede ser utilizada para abrir los vasos sanguíneos.

Un componente clave del tratamiento son los ejercicios diarios, es decir, ejercicios específicos para modificar los músculos del suelo pélvico.

Para calmar la vulva se puede colocar una bolsa de hielo sobre ella y poner un anestésico tópico como la xilocaína.

La vestibulectomía es una opción quirúrgica que elimina las terminaciones nerviosas sensibles, pero debe considerarse sólo como un último recurso.

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR