Síndrome carcinoide: Tratamiento

Tratamiento

El tratamiento para el síndrome carcinoide es principalmente la extirpación del tumor carcinoide que lo está originando. Si con la cirugía se llega a extirpar todo el tumor, el síndrome carcinoide se puede curar totalmente.

Cuando el tumor se ha diseminado al hígado, el tratamiento debe ser un transplante de hígado.

Cuando no sea posible extirpar todo el tumor por cirugía, también puede aliviar los síntomas la extirpación de la mayor parte del tumor posible, lo que se denomina “citorreducción quirúrgica”. En estos casos la persona se puede beneficiar de las inyecciones de ciertos fármacos, como octreótido o lanreótido, que inhiben la acción de la hormona serotonina.

El pronóstico depende en gran medida de la localización del tumor. Cuando el tumor carcinoide se ha diseminado al hígado se reduce bastante. No obstante, en la actualidad el pronóstico general es más favorable gracias a nuevas formas de tratamiento.

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR