Rosácea: Prevención

Prevención

Dado que hay factores desencadenantes de la rosácea es de gran importancia la prevención evitándolos, en general, para prevenir la rosácea los especialistas recomiendan:

  • Evitar exposición solar. Utilizar protección solar todo el año a poder ser FPS 50+.
  • Mantener una higiene adecuada de ojos y párpados con productos especiales y lavando las manos previamente.
  • Hidratar la piel todos los días con cremas y geles especiales para pieles con rosácea, pieles sensibles o reactivas. Mejor evitar productos con elevada concentración de ácidos como por ejemplo las cremas antiarrugas potentes con ácido glicólico o ácido retinóico.
  • Intentar evitar el estrés.
  • Limitar el consumo de alcohol, de comidas y bebidas picantes o muy calientes.
  • Evitar baños calientes, el clima frío o excesivamente caluroso y húmedo.
¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!