Priapismo: Diagnóstico

Diagnóstico

El diagnóstico del priapismo se centra en la clínica y la exploración física que pone de manifiesto los síntomas citados en el anterior apartado.

Para distinguir si el priapismo es isquémico o no isquémico se realiza una punción del cuerpo cavernoso con una aguja fina, para realizar una gasometría. En los casos de priapismo isquémico, la sangre tendrá poco oxígeno, mucho dióxido de carbono y tendrá un pH bajo.

También puede ser necesario realizar una analítica general para descartar algunas de las causas hematológicas que hemos comentado en el apartado de Causas.

Para apoyar el diagnóstico se puede realizar una ecografía doppler del pene, para ver el flujo de sangre existente en los cuerpos cavernosos.

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR