Hipogonadismo: Síntomas

Síntomas

El hipogonadismo en la infancia puede alterar el desarrollo sexual y la estatura, dificultando en las niñas la aparición de menstruaciones.

Pasada la pubertad, las mujeres con hipogonadismo tienden a sufrir sofocos, humor oscilante y menopausia acelerada; en los hombres, las mamas pueden aumentar de tamaño, perder masa muscular y tener el deseo sexual bajo.

Si el origen es central puede deberse a un tumor cerebral, por lo que se puede acompañar de dolor de cabeza o alteraciones en la visión.

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!