Enfermedad de Lyme

¿Qué es?

La enfermedad de Lyme (también conocida como borreliosis) es una enfermedad infecciosa bacteriana que suele contagiarse por la picadura de una garrapata infectada por una bacteria.

Causas

La enfermedad de Lyme es una infección provocada por la bacteria Borrelia burgdorferi que suele infectar a las personas a través de picaduras de garrapatas de pata negra. Las garrapatas se infectan al picar a animales infectados (normalmente ratones o ciervos).

Enfermedad de Lyme: Prevención

Para prevenir la enfermedad de Lyme se aconsejan una serie de medidas que tienen como objetivo disminuir el riesgo de la picadura de esta garrapata. En el caso de estar en zonas donde las garrapatas pueden estar (como en actividades de jardinería, pesca, acompañadas o caza por ejemplo) se aconseja usar calzado cerrado, camisas de manga larga, pantalones largos y meterlos dentro de los calcetines para evitar que la piel pueda quedar desprotegida. También se aconseja el uso de repelentes contra insectos. Hay que evitar sentarnos en el suelo cuando estemos en el aire libre.

Enfermedad de Lyme: Síntomas

El primer síntoma de la enfermedad de Lyme suele ser un sarpullido en la piel al que suele seguir una serie de síntomas variantes como fiebre, dolor de cabeza, dolor en huesos, músculos y articulaciones, cansancio... Se ha demostrado que cuando se produce esta infección se pueden afectar varios sistemas de nuestro cuerpo como el nervioso, la piel, el corazón e incluso el sistema nervioso. Normalmente, esta infección sigue esta secuencia: 1º) Aparece un sarpullido circular (normalmente a los 7-14 días de la picadura). Suele desaparecer al mes 2º) Aparecen luego síntomas compatibles con una gripe: cansancio, dolor de cabeza, dolores articulares, inflamación de algún ganglio...Hay personas en las que además da dolor de pecho, palpitaciones, parálisis facial e incluso pérdida de sensibilidad en brazos y piernas 3º) Si la enfermedad evoluciona por un incorrecto tratamiento pueden aparecer inflamación de las articulaciones (artritis) y pérdida de memoria y cambios en el carácter de la persona.

Enfermedad de Lyme: Tratamiento

La enfermedad de Lyme se trata con un ciclo de antibióticos (doxiciclina) que hay que mantener 2 semanas. Es importante comenzar con el tratamiento lo antes posible ya que así el riesgo de posibles complicaciones es mucho menor.

Enfermedad de Lyme: Diagnóstico

La enfermedad de Lyme puede ser difícil de diagnosticar porque en muchas ocasiones la persona con los síntomas no se ha dado cuenta de la picadura de la garrapata. Y además los síntomas pueden parecerse a los de una gripe. Al diagnóstico se llega a través de un amplio estudio sanguíneo y de una serología donde se ven anticuerpos contra la Borrelia burgdorferi que quiere decir que nuestro sistema defensivo inmunológico está luchando contra este agente infeccioso. En casos en los que haya síntomas del sistema nervioso podría ampliarse el estudio con una punción lumbar para analizar el líquido cefalorraquideo.
¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR