Bradicardia

¿Qué es?

La bradicardia es una alteración del ritmo cardíaco que consiste en tener la frecuencia cardíaca más lenta de lo normal, es decir, menos de 60 latidos por minuto.

La frecuencia cardíaca es el número de veces que se contrae el corazón para bombear sangre en un minuto. El ritmo normal en reposo en un adulto es entre 60 y 100 latidos por minuto. Durante el ejercicio físico puede aumentar en un rango hasta 200 latidos por minuto, y durante el sueño puede reducirse de forma pasajera.

No se debe confundir con las causas fisiológicas de que una frecuencia cardíaca en reposo es más lenta de 60 latidos por minuto, por ejemplo en adultos sanos, jóvenes y atletas entrenados. Para estas personas, la bradicardia no se considera un problema de salud.

Bradicardia: Diagnóstico

El diagnóstico de bradicardia se realiza en base a la historia clínica y la exploración física que incluye la auscultación del corazón. Es imprescindible realizar un electrocardiograma que muestra los patrones alterados del ritmo cardíaco. En ocasiones se puede solicitar un estudio Holter, que consiste en dejar puesto a la persona un pequeño monitor de electrocardiograma con el que se obtiene un registro de electrocardiograma durante 24 horas. También se pueden realizar otros estudios como: ecocardiograma para definir lesiones de la estructura del corazón, prueba de esfuerzo para valorar los cambios del ritmo cardíaco durante la actividad física, análisis de sangre y orina, estudio del sueño mediante polisomnografía, etc. El laboratorio de electrofisiología cardíaca es el área de un hospital donde se realizan los estudios del ritmo cardíaco y también se llevan a cabo algunos tratamientos.

Bradicardia: Tratamiento

El tratamiento de una bradicardia consiste fundamentalmente en tratar la causa que está provocando esta alteración del ritmo cardíaco, por ejemplo, si es debida a un hipotiroidismo, debe tratarse en primer lugar ese déficit de la hormona tiroidea; o si es debida al efecto secundario de un fármaco, se debe suspender el medicamento, etc. Uno de los principales tratamientos es la aplicación de un marcapasos cardíaco. El marcapasos es un dispositivo de tamaño similar a una antigua pila de petaca o que funciona por baterías, que se implanta en la zona pectoral debajo de la clavícula y tiene unos cables con electrodos en su extremo que se introducen en el corazón para generar los impulsos eléctricos necesarios para mantener el ritmo cardíaco adecuado.

Bradicardia: Prevención

La prevención de la bradicardia tiene relación con la prevención de las enfermedades cardíacas en general.
  • Vivir un estilo de vida saludable para el corazón: practicar ejercicio físico regularmente, tener una dieta saludable, baja en grasas y rica en frutas, verduras y granos enteros.
  • Mantener un peso saludable ya que el exceso de peso aumenta el riesgo de desarrollar enfermedades del corazón.
  • Mantener la presión arterial y los niveles de colesterol en sangre bajo control    
  • No fumar
  • Evitar el consumo de alcohol o hacerlo con moderación.    
  • No usar drogas ilegales.    
  • Controlar el estrés.    
  • Realizarse chequeos de salud periódicos con el médico.
¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR