Anemia: Síntomas

Síntomas

El principal síntoma de la anemia es el cansancio. El hecho de que tareas cotidianas nos suponga un esfuerzo fuera de la común es el principal aviso.

Pero luego también está la piel. El paciente que sufre de anemia suele tener una palidez cutánea bastante importante. Por ejemplo, una manera de comprobar esto es fijarse en la conjuntiva, la membrana que recubre el ojo y que en el caso de personas con anemia es muy pálida, casi del color de la piel.

Luego, y también asociado al cansancio está el hecho de que el paciente note falta de aire y palpitaciones cardiacas. En personas mayores, la pérdida de atención puede ser también un indicio de que estamos ante un cuadro de anemia.

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!