Anemia perniciosa: Diagnóstico

Diagnóstico

El diagnóstico de la anemia perniciosa se basa en la historia clinica y la exploración física.

Las pruebas complementarias que se pueden realizar para confirmar la enfermedad son:

  • Análisis de sangre con determinación de los glóbulos rojos, su tamaño y las formas inmaduras, así como los niveles de vitamina B12 y de anticuerpos contra las células parietales del estómago o contra el fator intrínseco; también ciertos enzimas y sustancias específicas (deshidrogenasa làctica y ácido metilmalónico).
  • Test de Schilling o examen de absorción de vitamina B12 en casos seleccionados
  • Biopsia de médula ósea en casos seleccionados.
¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!