La queratosis actínica, un tipo de lesiones provocadas por la exposición al sol

Canal: Dermatología
La queratosis actínica se conoce también como queratosis solar porque está provocada por la radiación del sol. Nos lo explica la dermatóloga Elia Roó.

Las queratosis actínicas o queratosis solares son lesiones provocadas por la exposición a la radiación solar a lo largo de la vida. Es muy común verlas en personas que trabajan al aire libre, en el campo o en el mar, por ejemplo. También son frecuentes en aquellas personas que realizan algún tipo de actividad recreacional en el exterior como jugar al golf, al tenis, o practicar otros deportes en la playa o en la piscina… De la mano de la dermatóloga Elia Roo repasamos algunos datos clave sobre estas lesiones de piel:

  • Son más frecuentes a partir de los 40 años y en personas de piel clara.
  • Aparecen sobre todo en zonas expuestas al sol como, por ejemplo, en el cuero cabelludo en varones que no tienen pelo. También en la cara, en el escote, en el dorso de las manos…
  • Se manifiestan a través de pequeñas costras que aparecen sobre una base enrojecida y generan una piel de tacto áspero.
  • Esta patología tiene su versión en los labios y se denomina queilitis actínica, en estas se aprecia una mancha blanquecina y una textura áspera.
  • Todas ellas son lesiones premalignas proque pueden evolucionar a un carcinoma espinocelular, en estos casos la consistencia de estas costras se hace más dura, parece que penetra más en la piel, la costra se vuelve mucho más gruesa y sangra con mucha más facilidad.
  • Los dermatólogos diagnostican estas lesiones por su aspecto clínico y también a través de una dermatoscopia. En ocasiones se puede hacer además una biopsia para descartar que las lesiones no hayan evolucionado a un carcinoma.
  • Su prevención se basa en tomar las medidas adecuadas de prevención solar.
  • Pueden ser lesiones únicas o múltiples; en este último caso se habla de campo de cancerización.

Como conclusión, si hablamos de tratamiento hay que señalar que hay varias opciones:

  • Crioterapia, a esta lesiones se les aplica nitrógeno líquido y se crea una costra que se desprende a lo largo de los días. La piel cura epitelizando de nuevo.
  • Curetaje, con una cucharilla se elimina la parte superficial y luego hay que electrocoagular con bisturí eléctrico.
  • Terapia fotodinámica, se utiliza cuando son múltiples lesiones.
  • Medicamentos de aplicación tópica, aquellos que se extienden directamente en la zona afectada.

Descubre más artículos sobre Piel y sol en el canal Dermatología.

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!
Compartir

Recibe nuestro boletín semanal

*Al suscribirte estás aceptando las condiciones de uso y política de privacidad

Artículos recomendados

MedicinaTV no se hace responsable de las opiniones expresadas por los usuarios de esta web en sus comentarios, se reserva el derecho a publicar o eliminar los comentarios que considere oportunos.