Algunos datos sobre la malaria

Canal: General
El paludismo, o malaria, es una enfermedad potencialmente mortal causada por parásitos que se transmiten al ser humano por la picadura de mosquitos hembra infectados del género Anopheles.
Enfermedades y patologías relacionadas: Malaria

Según el Informe mundial sobre el paludismo 2015 de la OMS, desde 2000 ha habido una importante reducción de los casos mundiales de paludismo y de las muertes por esta causa. Estos avances han sido posibles gracias a la expansión masiva de instrumentos eficaces de prevención y tratamiento de la enfermedad, como los mosquiteros tratados con insecticidas, las pruebas diagnósticas y los medicamentos antipalúdicos.

Sin embargo, todavía quedan importantes retos por superar: hay cerca de 3,2 millones de personas (aproximadamente la mitad de la población mundial) en riesgo de contraer el paludismo. En 2015, la cifra estimada de nuevos casos de paludismo fue de 214 millones, con 438 000 muertes, en su mayoría en el África subsahariana. Hay millones de personas que todavía no tienen acceso a los servicios que necesitan para prevenir y tratar el paludismo.

El Día Mundial del Paludismo es una oportunidad anual para destacar los avances realizados en el control de la enfermedad y comprometerse con la continuidad de las inversiones y las medidas para acelerar los progresos contra esta enfermedad mortal.

Para alcanzar las metas de la Estrategia técnica mundial, las actuales inversiones anuales en el control del paludismo tienen que triplicarse, y alcanzar los US$ 8700 millones anuales para 2030.

Los síntomas de la malaria o paludismo

El paludismo es una enfermedad febril aguda. En un individuo no inmune, los síntomas aparecen a los 7 días o más (generalmente entre los 10 y los 15 días) de la picadura del mosquito infectivo.

Puede resultar difícil reconocer el origen palúdico de los primeros síntomas (fiebre, dolor de cabeza, escalofríos y vómitos), que pueden ser leves. Si no se trata en las primeras 24 horas, el paludismo por P. falciparum puede agravarse, llevando a menudo a la muerte.

Los niños con enfermedad grave suelen manifestar uno o más de los siguientes síntomas: anemia grave, sufrimiento respiratorio relacionado con la acidosis metabólica o paludismo cerebral. En el adulto también es frecuente la afectación multiorgánica.

En las zonas donde el paludismo es endémico, las personas pueden adquirir una inmunidad parcial, lo que posibilita la aparición de infecciones asintomáticas.

Más información: http://www.who.int/campaigns/malaria-day/2016/event/es/ 

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!
Compartir

Recibe nuestro boletín semanal

*Al suscribirte estás aceptando las condiciones de uso y política de privacidad

Artículos recomendados

MedicinaTV no se hace responsable de las opiniones expresadas por los usuarios de esta web en sus comentarios, se reserva el derecho a publicar o eliminar los comentarios que considere oportunos.