Primera vacuna para prevenir la neumonía en niños menores de dos años

El neumococo, Streptoccocus pneumoniae, es uno de los agentes patógenos más frecuentes, causante de la neumonía y uno de los principales motivos de mortalidad en todo el mundo por neumonía en niños menores de 5 años (39%), así como el responsable de la mayoría de las infecciones extrahospitalarias. Una nueva vacuna conjugada (PREVENAR) permitirá prevenir la neumonía en los niños menores de dos años, uno de los principales grupos de riesgo de esta enfermedad infecciosa.

Enfermedades y patologías relacionadas: Neumonía

Para combatir la mayoría de las infecciones causadas por el neumococo, tanto en adultos como en niños mayores de dos años, ya se encontraba disponible en España una vacuna polisacárida. Sin embargo, para una edad inferior a los dos años no se disponía hasta ahora de vacuna, ya que la existente no resulta eficaz en estos niños.

En España la neumonía puede llegar a afectar a más de 200.000 personas al año y en la mitad de los casos se requiere la hospitalización del enfermo. Cada médico de atención primaria atiende en España a una media de 10 casos al año de neumonía, de los cuales cuatro requieren ser hospitalizados. En concreto, la mortalidad por neumonía se sitúa entre el 5 y el 7 por ciento de los pacientes. No obstante, estos porcentajes se elevan alrededor del 16-20 por ciento cuando estos enfermos presentan, además, factores de riesgo, como cardiopatía, enfermedades respiratorias, alcoholismo o edad avanzada.

El doctor B. Fritzell, de la dirección de Investigación de Wyeth Vacunas de París, comenta que “el problema que se nos planteaba en los niños menores de dos años es que no respondían a la cápsula polisacárida de la vacuna que, por el contrario, sí resultaba eficaz en pacientes mayores de 65 años”.

Asimismo, otra de las ventajas de esta vacuna es que puede ser administrada desde una edad muy temprana, “a partir de las 6-8 semanas”, explica este investigador. “Desde ese momento, la vacuna protege frente a la enfermedad invasiva (meningitis, septicemia), la neumonía y la otitis media en niños”, añade.

Por su parte, el doctor Goldblatt, del Instituto de Salud Infantil del Colegio Universitario de Londres, comenta que la vacuna logrará una respuesta más a largo plazo. Con la vacuna polisacárida o no conjugada, al cabo del tiempo y expuesta la persona de nuevo al neumococo, tiene más problemas para recordar y producir anticuerpos. Sin embargo, subraya el doctor Goldblatt, “los estudios que hemos realizado en el Reino Unido con la vacuna conjugada ponen de manifiesto su capacidad para inducir memoria inmunológica, lo que se traduce en una respuesta más duradera”. Según los resultados de un estudio que se ha realizado con 38.000 niños en el Instituto Kaisser Permanent de California, se ha demostrado que la vacuna alcanza casi un 100% de eficacia para enfermedad invasiva (meningitis, bacteriemia y septicemia), neumonía y otitis media en niños.

En cuanto a la dosis, los expertos recomiendan que a partir de los dos meses se administren tres dosis (a los 2, 4 y 6 meses). A los dos años se administra una dosis de recuerdo y a partir de los dos años una única dosis. La vacuna se administrará a través de una inyección intramuscular.

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!
Compartir

Recibe nuestro boletín semanal

*Al suscribirte estás aceptando las condiciones de uso y política de privacidad

MedicinaTV no se hace responsable de las opiniones expresadas por los usuarios de esta web en sus comentarios, se reserva el derecho a publicar o eliminar los comentarios que considere oportunos.