Nace el primer bebé de España tras preservar la fertilidad de una mujer con cáncer de ovario

Mario, nacido el 12 de junio con un peso de 2,650 kg es el primer bebé en España nacido gracias a las últimas técnicas de preservación de la fertilidad para pacientes oncológicas. Su madre, Vanesa Pastor, se sometió a un tratamiento de preservación de ovocitos tras un diagnóstico de cáncer de ovario, para conservar así su capacidad reproductiva una vez tratada del cáncer.

Enfermedades y patologías relacionadas: Cáncer de ovario, General

La Fundación Dexeus Salud de la Mujer de Barcelona ha presentado el primer nacimiento de un bebé en España fruto de la vitrificación de ovocitos inducida por el cáncer de ovario que padecía la madre y que aconsejaba preservar su futura capacidad reproductiva antes de someterse a una intervención quirúrgica.

En rueda de prensa, el presidente de la Fundación y de la Sociedad Mundial de Preservación de la Fertilidad, Pedro Barri, ha reseñado que se trata del primer embarazo exitoso de este tipo en el país, si bien ha concretado que hace dos años ya se logró el nacimiento de dos gemelos en Valencia fruto de una doble congelación de tejido ovárico y ovocitos en una paciente con cáncer de mama.

Barri ha explicado que, en este caso, la enfermedad de la madre no garantizaba que la preservación del tejido ovárico fuera suficiente, por lo que la vitrificación de ovocitos era “la única estrategia posible” para lograr la maternidad, que además se debía acometer en una paciente con un tumor en su aparato reproductor.

En concreto, la Fundación Dexeus realizó dos estimulaciones ováricas en diciembre de 2009 de las que se obtuvieron catorce óvulos, y un año después se descongelaron ocho, de los que se consiguió fecundar siete y se transfirieron dos al útero, por lo que Vanessa Pastor, la madre, todavía dispone de dos embriones y seis ovocitos congelados por si desea volver a tener descendencia en un futuro.

Pastor ha reconocido que su “obsesión” era ser madre y que pensaba en ello incluso por encima de la curación de su enfermedad, por lo que se ha mostrado muy feliz con el nacimiento de su hijo Mario, el pasado 12 de junio, tras someterse a una cesárea.

Embarazo “seguro”

El especialista en oncología de la Fundación, Rafael Fábregas, ha explicado que la autorización del embarazo se produjo dos años después de operar la enfermedad neoplásica, cuando el comité de supervisión de la Dexeus consideró que era “seguro”.

Fábregas ha añadido que gracias a los avances médicos “el cáncer no es el final de la vida” y la mayoría de casos de esta enfermedad se curan, por lo que es lógico pensar que hay vida más allá y, en el caso de las mujeres jóvenes, se busque preservar su maternidad, si bien ha admitido que no es posible esperar diez años en el caso de los tumores de mama o cinco en el de ovario para contrastar al 100% que la enfermedad no se reproduce.

La directora científica del Área de Biología de Salud de la Mujer Dexeus y directora del Banco de Células Madre del Centro de Medicina Regenerativa de Barcelona (CRMB), Anna Veiga, ha indicado por su parte que los últimos avances en reproducción asistida han permitido que la vitrificación de ovocitos alcance un éxito del 40%, similar a la utilización de ovocitos sin congelar, mientras que ha crecido la viabilidad futuro de éstos una vez se descongelan hasta el 95%.

Por ello, aporta mejores resultados que la congelación “lenta” tradicional, y ha defendido la necesidad de que los oncólogos establezcan en sus protocolos el ofrecimiento a las pacientes jóvenes con cáncer de la posibilidad de quedarse embarazadas tras superar su enfermedad, algo que no sucede en la actualidad.

Vanessa, de 31 años, llegó a la Fundación Dexeus después de una primera intervención quirúrgica en Zaragoza, de donde es originaria, y ante la sospecha de que su maternidad quedaría comprometida, cuando para ella era “más importante ser madre” que el cáncer que padecía, ha explicado.

En Barcelona se le completó la cirugía con la extracción del segundo ovario, tras vitrificar los ovocitos, y se logró el embarazo y el nacimiento de Mario, un proceso que la misma madre no descarta repetir en un futuro, con la ayuda de su madre y marido, por lo que ha animado a todas las mujeres en su situación a cumplir el sueño de tener descendencia.

El proceso ha sido gratuito para ella, gracias al programa de responsabilidad social corporativa de la Fundación Dexeus, ha explicado Barri, que ha cifrado en entre 12.000 y 15.000 euros el coste que habría tenido este proceso en el mercado.

Asimismo, ha recordado que esta semana se cumple el 25 aniversario del nacimiento de Alejandro, el primer bebé de España que nació fruto de la congelación de embriones, un periodo en el que la criobiología ha evolucionado hasta formar parte de la realidad cotidiana, ha señalado.

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!
Compartir

Recibe nuestro boletín semanal

*Al suscribirte estás aceptando las condiciones de uso y política de privacidad

Artículos recomendados

MedicinaTV no se hace responsable de las opiniones expresadas por los usuarios de esta web en sus comentarios, se reserva el derecho a publicar o eliminar los comentarios que considere oportunos.