Dolores de espalda cada vez más jóvenes

Malas posturas ante el ordenador, hacer ejercicio durante horas en el gimnasio, realizar movimientos repetitivos en el trabajo, levantar objetos pesados, e incluso el estrés, son las principales causas del dolor muscular.

Enfermedades y patologías relacionadas: Dolor, Dolor de espalda

Según la Sociedad Española del Dolor (SED), el dolor de espalda afecta al 90 por ciento de los españoles al menos una vez al año y cada vez de forma más temprana. Y es que el dolor muscular ya no es exclusivo de las personas de edad avanzada. De hecho, tal y como apuntan recientes estudios, la edad media de las personas que tienen dolor de espalda ha pasado de los 45 años a la treintena debido sobre todo al sedentarismo y a un estado muscular deficiente en la zona de la espalda.

Además, en muchas ocasiones, las molestias aparecen originadas por el estrés y por el agitado ritmo de vida propio de la sociedad actual. Y es que estar sometido a una tensión constante repercute en el organismo y en músculos como los de la espalda, el cuello o las extremidades.

Una causa de baja laboral

Si bien el dolor que provoca no es una enfermedad en sí misma, es un síntoma que en ocasiones puede llegar a ser incapacitante. Según la SED, el 80 por ciento de la población sufre de dolor lumbar al menos una vez en la vida y es la causa más frecuente de limitación de la actividad laboral en personas menores de 50 años, la etapa más productiva de la vida.

Por ejemplo, en el caso de las personas que trabajan en una oficina, en España se estima que hasta el 50 por ciento tiene este tipo de molestias y que el siete por ciento ha estado de baja por este motivo.

Tratamientos inadecuados

Sin embargo, las expectativas no son buenas sobretodo porque la mayoría de los que padecen dolores lumbares o musculares no siguen un tratamiento adecuado. A menudo, los que empiezan con pequeñas molestias o bien no ponen remedio al dolor esperando que desaparezca por sí solo, escogen un medicamento inapropiado, o abandonan los analgésicos antes de tiempo si el dolor empieza a remitir. Todo ello, provoca que un dolor puntual se pueda convertir en crónico.

No obstante, la Organización Mundial de la Salud (OMS) aconseja que cuando el dolor sea leve o moderado, se tomen analgésicos y antiinflamatorios durante un corto plazo ya que en el 90 por ciento de los casos se consigue acabar con el dolor. Una clara muestra son los resultados de una encuesta realizada en nuestro país por la SED que demuestra que el 54,3 por ciento de las personas que sufre algún dolor muscular recurre al ácido acetilsalicílico para paliarlo. El principal beneficio se halla en la capacidad de este fármaco para inhibir la síntesis de prostaglandinas, unas sustancias que aumentan la sensibilidad de las fibras nerviosas y aumentan la sensación de dolor e inflamación.

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!
Compartir

Recibe nuestro boletín semanal

*Al suscribirte estás aceptando las condiciones de uso y política de privacidad

MedicinaTV no se hace responsable de las opiniones expresadas por los usuarios de esta web en sus comentarios, se reserva el derecho a publicar o eliminar los comentarios que considere oportunos.