Disminuye el consumo de drogas en España

Además de registrar descensos en el consumo de las tres drogas más extendidas (tabaco, alcohol y cannabis), la encuesta también refleja que continúa aumentando la percepción del riesgo y, por primera vez, disminuye la disponibilidad percibida por los adultos para todas las drogas.

Enfermedades y patologías relacionadas: Adicciones, Drogadicción, General

El consumo de drogas en nuestro país ha iniciado una senda descendente. España ha registrado en 2007 y 2008 las tasas más bajas de consumo de alcohol y tabaco desde 1997, mientras que el cannabis ha descendido a niveles inferiores a los de 2003 y la cocaína está estabilizada. Éstas son algunas de las conclusiones de la Encuesta Domiciliaria sobre consumo de Alcohol y Drogas (EDADES) 2007-2008, presentada conjuntamente por el Ministerio de Sanidad y Consumo y el Ministerio de Interior.

La Encuesta forma parte de los estudios periódicos que realiza desde hace años la Delegación del Gobierno para el Plan Nacional sobre Drogas para conocer la evolución del consumo de sustancias psicoactivas en nuestro país. La presente edición ha incluido un total de 23.715 entrevistas entre la población general de entre 15 y 64 años.

De los resultados se desprende que las prevalencias de consumo en los últimos 12 meses se sitúan en el 72 por ciento para el alcohol, el 41,7 por ciento para el tabaco y el 10,1 por ciento para el cannabis. En el caso del alcohol y el tabaco se trata de las tasas más bajas que se han registrado en la última década y para el cannabis, su consumo se sitúa en niveles inferiores a los de 2003.

Y es que el consumo diario de alcohol ha descendido más de cuatro puntos (10,2 por ciento frente al 14,9 por ciento de 2005) y el del tabaco más de 3 (29,6 por ciento frente al 32,8 por ciento de 2005). Este descenso, aunque más contenido, también se registra en el consumo diario de cannabis, que baja medio punto (1,5 por ciento frente al 2 por ciento de 2005).

Otras sustancias: consumo de cocaína

Si se habla de otras sustancias, el consumo de cocaína en el último año se estabiliza en un por ciento por ciento, después del alza continuada entre 1995 y 2005. No obstante, precisamente para continuar luchando contra el consumo de esta droga, el Ministerio ya tiene en marcha del Plan de Actuación frente a la Cocaína (2007-2010) y ha firmado el pasado 18 de octubre en Washington un acuerdo con el National Institute on Drugs Abuse (NIDA), del Departamento de Salud y Servicios Humanos de Estados Unidos.

Este convenio potenciará los trabajos de investigación promovidos y desarrollados conjuntamente por equipos españoles y norteamericanos. También prevé actividades conjuntas, entre las que destacan el intercambio de científicos y de información, la realización de diferentes talleres y la puesta en común de materiales de investigación y avances en el campo de las drogodependencias.

Aumenta la percepción de riesgo

Los datos de la encuesta también reflejan que ha aumentado la percepción de riesgo para todas las conductas de consumo de drogas, tanto para el consumo ocasional como para el habitual. Destaca por su magnitud el importante aumento de la percepción del riesgo para el consumo de alcohol tanto diario como en fin de semana, con un incremento de más de tres puntos.

Asimismo, crece en más de cuatro puntos el riesgo percibido para el consumo ocasional de cannabis y, aunque de forma más contenida, destaca por su relevancia el incremento cercano a un punto porcentual del riesgo percibido para el consumo ocasional de cocaína.

Retraso en el inicio del consumo

Por otro lado, el trabajo refleja un retraso en la edad de inicio en el consumo de todas las sustancias. Así, el cannabis empieza a consumirse como media a los 18,6 años (18,3 en 2005), y la cocaína en polvo a los 20,9 (20,6 en 2005). Al mismo tiempo y, por primera vez, disminuye la percepción de que las drogas son fáciles de conseguir y la visibilidad de las conductas de consumo problemático de drogas.

Estos datos coinciden con la aplicación de los Planes Estratégicos de Respuesta Policial al Tráfico Minorista y al Consumo de Drogas en el entorno de los centros escolares y zonas de ocio, que en 2006 puso en marcha el Ministerio del Interior. El Plan Estratégico de Respuesta Policial al Tráfico Minorista y al Consumo de Drogas en el entorno de los centros escolares ha permitido detener a 355 personas, desactivar 244 puntos de venta, y realizar 11.080 denuncias por tenencia y consumo de drogas (doce fases entre enero de 2006 y junio de 2008).

Paralelamente, se han desarrollado, entre enero de 2006 y septiembre de 2008, las 13 fases del Plan Estratégico de Respuesta Policial al Tráfico Minorista y al Consumo de Drogas en zonas de ocio y diversión, que ha contado con el apoyo de las policías locales en distintos ayuntamientos. Este plan ha permitido detener a 2.954 personas, desactivar 950 puntos de venta, y realizar 105.889 denuncias por tenencia o consumo de drogas. Además se han efectuado 2.856 contactos con asociaciones vecinales, y 8.868 entrevistas con responsables de locales.

Retos de futuro

El Ministerio de Sanidad tiene en su agenda la elaboración de la nueva Estrategia Nacional sobre Drogas 2009-2016, que deberá basarse en el consenso, y en la que ya trabaja la Delegación del Gobierno para el Plan Nacional sobre Drogas. Este documento marcará las prioridades de acción en este campo del Ministerio de Sanidad y Consumo y de las Comunidades Autónomas.

Además, ya se trabaja para mejorar la respuesta del sistema sanitario a los problemas que plantean las drogodependencias.

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!
Compartir

Recibe nuestro boletín semanal

*Al suscribirte estás aceptando las condiciones de uso y política de privacidad

MedicinaTV no se hace responsable de las opiniones expresadas por los usuarios de esta web en sus comentarios, se reserva el derecho a publicar o eliminar los comentarios que considere oportunos.