Decálogo para combatir la alergia por polen

Tras un mes de abril suave para los alérgicos, las lluvias de los últimos días y un ascenso brusco de las temperaturas provocarán que, en mayo y junio, aumenten los niveles de polinización de las gramíneas y de los olivos, que son los principales productores de alergia en España. De hecho, el 87 por ciento de los alérgicos está sensibilizado frente a las gramíneas, ante el 43 por ciento que lo está al polen del olivo.

Enfermedades y patologías relacionadas: Alergias, General

Aproximadamente el 20 por ciento de la población española adulta sufre algún tipo de alergia al polen y padece síntomas habituales como dolor de cabeza, estornudos, goteo nasal o picor de garganta. Para combatir la alergia, conviene seguir una serie de aspectos, resumidos en el siguiente decálogo:

1. Evita las horas de mayor polinización

Reduce las actividades al aire libre. Si realizas ejercicio físico, lo más conveniente es hacerlo en lugares cerrados.

2. Ventanas siempre cerradas

Si la concentración de polen es alta, conviene mantener las ventanas de la casa cerradas, sobre todo mientras duermes. En el automóvil se recomienda subir las ventanillas e instalar filtros en el sistema del aire acondicionado del vehículo.

3. Humedece tu casa

Pulveriza con agua las habitaciones para que los pólenes que puedan estar suspendidos en la atmósfera se depositen en el suelo. Cuando hay humedad en el ambiente, el polen se carga de agua y vuela poco, por lo que se deposita en el suelo y no afecta tanto a las personas.

4. Antihistamínicos para aliviar los síntomas de la alergia

La toma de antihistamínicos alivia los síntomas de la alergia, con una cómoda posología: con una sola dosis al día y sin provocar somnolencia en la mayoría de los pacientes, los afectados pueden aliviar los síntomas asociados a procesos alérgicos.

5. Sigue un tratamiento adecuado

Las enfermedades alérgicas, aunque no todas, tienen un alto grado de curación, si se aplican medidas que eviten o reduzcan la exposición a alérgenos y se sigue un tratamiento específico adecuado.

6. No permanezcas al aire libre en días de sol y viento

Durante los días de sol y mucho aire, el polen se seca, por lo que entra más en contacto con los alérgicos y es más agresivo.

7. Cuidado con el campo

Evita salir en esta época del año al campo, ya que la concentración de polen puede ser hasta diez veces más alta.

8. Protege tus ojos

Utiliza gafas para proteger los ojos del contacto directo con el aire y evitar el picor de ojos.

9. Evita el tabaco y los lugares con humo

El tabaquismo pasivo aumenta la incidencia y la gravedad de las alergias respiratorias.

10. Acude al especialista

Si los síntomas se manifiestan al llegar la primavera, acude a un alergólogo para que pueda averiguar si tiene alergia, de qué tipo es y el tratamiento más adecuado. Es importante tratar la alergia lo antes y lo mejor posible para prevenir que empeoren los síntomas, ya que a veces éstos pueden desembocar en problemas graves como el asma.

Más información:

La rinitis y el asma, parte de la alergia

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!
Compartir

Recibe nuestro boletín semanal

*Al suscribirte estás aceptando las condiciones de uso y política de privacidad

MedicinaTV no se hace responsable de las opiniones expresadas por los usuarios de esta web en sus comentarios, se reserva el derecho a publicar o eliminar los comentarios que considere oportunos.