Anticonceptivos y relaciones sexuales de calidad

Los aspectos que más valoran las mujeres en un método anticonceptivo son la eficacia, comodidad de uso, que no interrumpa el acto y que no haya que recordar su toma. Así, el 58 por ciento de las mujeres en edad fértil prefiere un anticonceptivo de uso mensual. Por otro lado las mujeres españolas consideran que una buena vida sexual mejora notablemente la salud y calidad de vida.

La doctora Esther de la Viuda, ginecóloga del Hospital Universitario de Guadalajara y Presidenta de la Sociedad Española de Contracepción (SEC), el doctor Iñaki Lete Lasa, Jefe de Servicio de Ginecología del Hospital Santiago Apóstol de Vitoria miembros del Círculo de Estudio en Anticoncepción y Carlos Prieto, director general de Sigma Dos, han presentado los resultados del I Estudio Ring: Calidad sexual y anticoncepción de las mujeres en España.

El informe, promovido por el Círculo de Estudio en Anticoncepción y elaborado por Sigma Dos, analiza la influencia entre las relaciones sexuales, la calidad de vida y el uso de métodos anticonceptivos. Está elaborado con el testimonio de 3.171 mujeres españolas encuestadas de 16 a 64 años de edad, con un universo de 15.460.000 mujeres, lo que lo convierte en uno de los análisis más amplios realizados en España sobre estos temas, ya que “destaca como novedad la relación del método anticonceptivo que utilizan las mujeres con la calidad en sus relaciones sexuales”, según considera la doctora Esther de la Viuda.

Influencia de métodos anticonceptivos en el sexo

El uso de métodos anticonceptivos tiene “mucha” y “bastante” influencia en la calidad de las relaciones sexuales para el 49 por ciento de las mujeres encuestadas (representando un total de 5.666.832 mujeres sobre un universo de 11.471.320 mujeres de 16 a 49 años, en edad fértil). Por edades, la influencia es mayor entre las mujeres de 16 a 20 años (65 por ciento). Según Dra. de la Viuda: “ciertos anticonceptivos mejoran la calidad de la relación sexual de la mujer, ya que por su comodidad de uso hay menor posibilidad de olvidos; de esta forma las mujeres se sienten mejor, menos preocupadas por miedo a un embarazado no deseado y así disfrutan más de sus relaciones sexuales”.

En cuanto a utilización de métodos reversibles, de acuerdo con los datos de este estudio los más usados son el preservativo (un 35 por ciento de las mujeres lo utilizan); la píldora (18 por ciento), el DIU (seis por ciento) y el anillo mensual (tres por ciento); y el conocimiento de los métodos existentes es muy amplio: el 99 por ciento de las mujeres españolas conocen el preservativo y la píldora anticonceptiva, respectivamente; el 90 por ciento el DIU y el 86 por ciento el anillo anticonceptivo.

El método ideal: mensual

Cuando se les consulta a las mujeres encuestadas cómo sería su método anticonceptivo ideal, el 58 por ciento responde que lo prefiere de uso “mensual”, mientras que un 26 por ciento y 11 por ciento prefiere que sea de uso “esporádico” o “diario”. Entre las usuarias de métodos anticonceptivos, el 62 por ciento de las que toman la píldora anticonceptiva y el 57 por ciento de las que utilizan del preservativo afirman que el método anticonceptivo ideal es uno de uso mensual. “Cuanto más fácil sea utilizar un método anticonceptivo con menos repeticiones, será mejor y más cómodo para las mujeres, por lo que cumplirá mejor con sus expectativas”, declara el doctor y miembro del CEA, Ignacio Lete.

Los aspectos que más valoran las mujeres en edad fértil a la hora de elegir su método anticonceptivo son por orden de preferencia: “eficacia”, “la comodidad en el uso”, “que no tenga efectos secundarios”, “que no interrumpa la espontaneidad del acto sexual” y “que no haya que recordar si se ha tomado”. “Actualmente en la sociedad en la que vivimos con gran actividad de la mujer en su trabajo, familia y estudios, las usuarias valoran que el anticonceptivo no requiera un excesivo esfuerzo y que sea cómodo y fácil de usar”, afirma la presidenta de la SEC, Esther de la Viuda.

Por su parte, el 65 por ciento de las mujeres en edad fértil afirma que en sus relaciones sexuales, sean estables o esporádicas, elige el anticonceptivo junto a su pareja, mientras que un 27 por ciento lo decide sola.

La mayoría de las mujeres en edad fértil (de 16 a 49 años) se consideran mujeres “modernas” (70 por ciento) y “emprendedoras” (79 por ciento), más que “tradicionales” (26 por ciento), o “no emprendedoras” (19 por ciento). Las usuarias del anillo mensual se consideran “modernas” en mayor medida (81 por ciento) que las usuarias del preservativo (74 por ciento) y la píldora (72 por ciento).

Calidad de vida y calidad de las relaciones sexuales

El 74 por ciento de las mujeres encuestadas (lo que representaría más de 11 millones de mujeres españolas) creen que su calidad de vida en general es “muy buena” o “bastante buena”. Las mujeres españolas consideran que una buena vida sexual en general mejora notablemente la salud y calidad de vida de las personas.

Entre las mujeres que utilizan métodos anticonceptivos son las usuarias del anillo mensual las que en mayor proporción afirman tener una buena calidad de vida (85 por ciento), seguidas de las que utilizan el preservativo (78 por ciento) y la píldora (76 por ciento).

Además, el 85 por ciento de las españolas encuestadas, (representaría a 13.094.620 de mujeres sobre el universo total), se consideran “satisfechas” con la calidad de sus relaciones sexuales. Las españolas reconocen que es más satisfactoria su vida sexual que su salud, su trabajo o su situación económica. Ante el dilema de tener que elegir entre una buena situación económica y una mala vida sexual o tener problemas económicos y una buena vida sexual, un 45 por ciento de las mujeres preferiría tener problemas económicos y una buena vida sexual, frente a un 43 por ciento que elegiría tener una buena situación económica y una mala vida sexual. Este porcentaje se incrementa en el caso de las usuarias del anillo, ya que de ellas, un 63 por ciento preferiría tener problemas económicos y una buena vida sexual antes que una buena situación económica y una mala vida sexual, opción que sólo escoge el 24 por ciento de ellas.

Según el doctor Lete “estos datos confirman el hecho de que la sexualidad es una parte inherente de la condición humana y que es un aspecto fundamental de la vida, por encima incluso del dinero”.

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!
Compartir

Recibe nuestro boletín semanal

*Al suscribirte estás aceptando las condiciones de uso y política de privacidad

MedicinaTV no se hace responsable de las opiniones expresadas por los usuarios de esta web en sus comentarios, se reserva el derecho a publicar o eliminar los comentarios que considere oportunos.