Alcohol, drogas y trabajo: mala combinación

El consumo de alcohol y tabaco entre los trabajadores ha descendido, mientras que el de cannabis, cocaína y otras sustancias estimulantes ha registrado una trayectoria ascendente. Los expertos recomiendan medidas para evitar repercusiones nefastas debido a la dependencia de estas sustancias.

Enfermedades y patologías relacionadas: Adicciones, Alcoholismo, Tabaquismo, Drogadicción

Alcohol y drogas es una combinación que a menudo se asocia a la juventud, sin embargo, un estudio elaborado por la Fundación de Ayuda contra la Drogadicción (FAD) demuestra que el consumo de estas sustancias entre los trabajadores es mayor que en la población general.

Construcción, minería y metalurgia, así como los subsectores de banca y hostelería son los más vulnerables y donde se registra un mayor consumo de drogas y alcohol. Aunque podría tomarse como apunte positivo el hecho de que, según el estudio de la FAD, la tendencia a consumir alcohol y tabaco entre los trabajadores haya descendido respecto a otros años, en contrapunto se debe añadir que se toma más cannabis, cocaína y otras sustancias estimulantes.

El consumo de estas sustancias en horas laborables puede tener repercusiones fatales en terrenos como el ambiente laboral, la siniestralidad y la evolución económica de las empresas, por ello Eusebio Megías, director técnico de la FAD en la Cornisa Cantábrica insistió en la jornada sobre “Alcohol y drogas en la empresa”, realizada en Santander, en la necesidad de intervenir en los centros de trabajo en materia de alcohol y drogodependencias.

César Pascual, director de Acción Social del Gobierno de Cantabria animó a los empresarios a cuidar la salud de sus trabajadores, pues ello “mejora notablemente el clima laboral y con ello la productividad” y reiteró que el consumo de alcohol por parte de trabajadores tiene “unas repercusiones muy negativas para la empresa y unas consecuencias absolutamente nefastas para la productividad”.

Las cifras presentadas por la FAD no distan en exceso de las europeas. Según Heinz Buchmann, presidente del Instituto Suizo para la Intervención del Alcoholismo y otras Drogodependencias, los países europeos “se niegan a reconocer el problema”, especialmente los de la Europa Oriental, en los que “no se está acometiendo ningún programa para combatirlo”. Aquí, en España, los acuerdos de la Concertación Social están dando sus frutos, si bien queda mucho por hacer.

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!
Compartir

Recibe nuestro boletín semanal

*Al suscribirte estás aceptando las condiciones de uso y política de privacidad

MedicinaTV no se hace responsable de las opiniones expresadas por los usuarios de esta web en sus comentarios, se reserva el derecho a publicar o eliminar los comentarios que considere oportunos.