Al 88% de los españoles le preocupa que los recortes afecten a las pruebas diagnósticas

La mayoría de los españoles creen que es importante reformar el actual sistema público de salud aunque "sin reducir" el gasto a esta partida presupuestaria, a la que califican de "intocable", según una encuesta realizada por Mapfre.

Enfermedades y patologías relacionadas: General

Al 88 por ciento de los españoles les preocupa que los recortes que está llevando a cabo el Gobierno de Mariano Rajoy en materia de Sanidad afecten a la realización de las pruebas diagnósticas de los especialistas, y el 80 por ciento reconoce que es necesario realizar reformas en el sistema sanitario español para hacerlo sostenible.

Así se desprende de una encuesta realizada por Mapfre, y dirigida por la consultora Villafañe&Asociados, a 2.650 personas de entre 18 y 65 años de todas las comunidades autónomas. El margen de error, según ha comentado el director del estudio, Eduardo Moreno, ha sido de menos de un 2 por ciento, por lo que los resultados de la encuesta tienen un nivel de fiabilidad superior al 95 por ciento.

En ella, se ha mostrado que la mayoría de los españoles creen que es importante reformar el actual sistema público de salud aunque “sin reducir” el gasto a esta partida presupuestaria, a la que califican de “intocable”. No obstante, reconocen que la sanidad pública, tal y como hoy se conoce, es “insostenible” debido a que tiene un crecimiento por encima del Producto Interior Bruto (PIB), al envejecimiento de la población y al incremento en el coste de los tratamientos.

“Estos aspectos hacen que los españoles crean que la sanidad pública es insostenible”, ha comentado el consejero delegado de Mapfre Familiar y presidente de Mapfre Empresas, Francisco J. Marco, quien ha informado de que, además, el 94 por ciento de los encuestados cree que la actual situación económica terminará impactando de manera “importante” en el Sistema Nacional de Salud (SNS).

El 82,4% tiene un “gran desconocimiento” con las listas de espera

De ahí que el 88 por ciento de los españoles muestre su preocupación por el hecho de que los recortes afecten a las pruebas de diagnósticos prescritas por los especialistas. En este sentido, el estudio ha mostrado el “gran descontento” que tienen los españoles (el 82,4%) con las largas listas de espera en las consultas con el especialista, por lo que son cada vez más los ciudadanos que optan por utilizar el seguro privado para acudir a estos profesionales sanitarios.

En concreto, el 68 por ciento de los españoles valora los seguros privados como la mejor opción, “complementaria al sistema público”, pese a que actualmente el 70 por ciento de los encuestados reconoce no tener asistencia sanitaria privada y que el sólo el 21 por ciento baraja la posibilidad de contratarlo en el futuro.

En este aspecto, la razón más importante que esgrimen los españoles a la hora de decantarse por un seguro privado para acceder a los especialistas es la rapidez en las consultas. Además, según ha informado Marco, el hecho de que en España 9,6 millones de personas utilicen la sanidad privada es un aspecto “beneficioso” para la sanidad pública porque “ayuda a reducir los costes”.

Y es que, otra parte de la encuesta de Mapfre destaca que el 80 por ciento de los encuestados ha visitado al médico de cabecera, a través de la sanidad pública, en alguna ocasión durante el último año; el 54 por ciento ha ido al especialista, especialmente con un seguro privado; y el 30 por ciento ha acudido al servicio de Urgencias de los hospitales del SNS.

En cuanto al perfil, son las mujeres las que más acuden tanto al médico de Atención Primaria, como al especialista o a Urgencias, especialmente a partir de los 55 años. Sin embargo, curiosamente, los jóvenes de entre 18 y 34 años son los que más utilizan el servicio de Urgencias, buscando una atención más inmediata y son, además, el colectivo que presenta una mayor predisposición a contratar un seguro médico privado en el futuro.

El 70% está en contra del copago

Otra parte del estudio ha hecho referencia a los sistemas de copago sanitario. En este sentido, el 72 por ciento de los encuestados reconoce estar en contra de este sistema, excepto que éste –como ya lo es en algunos países europeos– se defina en función del nivel de renta.

“Siete de cada diez encuestados está en contra del copago por utilizar la sanidad pública, aunque si se estable en función del nivel de ingresos sólo se opone el 40 por ciento. Y les parece más lógico el copago en la medicación que pagar por una mayor frecuencia de acudir al médico que, al final, termina gravando más a los que están más enfermos”, ha recalcado el consejero delegado de Mapfre Familiar.

Por último, Moreno ha destacado el papel que juegan las aseguradoras privadas en la “descongestión” del sistema sanitario público y se ha mostrado partidario de que haya incentivos fiscales para las empresas, que otorgan ese beneficio social, y para los ciudadanos, que tengan una mayor facilidad de acceso al seguro privado. “Ayudaría mucho que hubiera alguna desgravación por usar un seguro privado que ayuda al seguro público”, ha zanjado.

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!
Compartir

Recibe nuestro boletín semanal

*Al suscribirte estás aceptando las condiciones de uso y política de privacidad

Artículos recomendados

MedicinaTV no se hace responsable de las opiniones expresadas por los usuarios de esta web en sus comentarios, se reserva el derecho a publicar o eliminar los comentarios que considere oportunos.