Un nuevo tratamiento para la fibromialgia con campos electromagnéticos mejora significativamente los síntomas

Canal: Profesional

Se celebra el Día Mundial de la Fibromialgia, una enfermedad que afecta a más de un millón de personas en nuestro país. Un nuevo tratamiento a base de la aplicación campos electromagnéticos consigue una notable mejoría en los síntomas así como en la calidad de vida de los afectados. Ya hay 600 pacientes que lo han probado.

Especialidades relacionadas: Reumatología

Azenta Salud ha desarrollado un tratamiento para la fibromialgia a través de la aplicación de campos electromagnéticos externos de baja intensidad que actúan regulando el sistema nervioso central y responde con eficacia en ocho de cada diez pacientes tratados por esta enfermedad.

Su denominación es RBF-01 (Regulador Biofisiológico) y su aplicación se realiza mediante la colocación en la cabeza de una funda flexible similar a la que se utiliza para los electroencefalogramas. Esta funda emite pulsaciones electromagnéticas de baja intensidad con una frecuencia controlada. El paciente recibe las sesiones recostado en un diván dentro de una cabina Faraday para aislar el sistema de otras ondas electromagnéticas ambientales. Los pacientes relatan sensación de relax y confort mientras lo reciben.

El RBF-01 es indoloro, no invasivo y no se ha descrito ningún efecto adverso, además de ser totalmente compatible con otros tratamientos farmacológicos.

Con un tratamiento inicial de 4 a 6 sesiones, los pacientes experimentan una gran mejoría de su sintomatología, relatando una clara mejora de su calidad de vida. El dolor y el cansancio disminuyen en un 80 por ciento de los casos, las alteraciones del sueño en el 65 por ciento y las jaquecas en el 80 por ciento.

El RBF-01 comenzó a aplicarse a pacientes en las Unidades de Fibromialgia que Azenta Salud ha abierto en Madrid (Clínica La Milagrosa), Sevilla (Clínica Sagrado Corazón) y Zaragoza (Policlínica Hernán Cortés).

Este tratamiento es el resultado de diez años de investigación de la Fundación Humanismo y Ciencia con campos electromagnéticos en aplicaciones médicas.

Fruto de este importante hallazgo la Fundación realizó el Ensayo Clínico “Prueba de concepto de eficacia y seguridad de la estimulación magnética sobre la enfermedad fibromiálgica”, aprobado por un Comité de Ética Médica de la Comunidad de Andalucía y por la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios, que dio lugar a un nuevo tratamiento para la fibromialgia.

Este tratamiento cuenta con el Certificado CE número 2008 05 0546 de Garantía de Calidad de la Producción, de acuerdo con el Anexo V de la Directiva 93/42/CEE, emitido por la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios, Organismo Notificado número 0318, que permite su uso terapéutico en la Unión Europea, prescrito específicamente para la fibromialgia.

Con 600 pacientes atendidos hasta este momento, los resultados clínicos avalan los resultados obtenidos en el primer ensayo clínico doble ciego y controlado realizado con 50 pacientes, manteniendo el grado de eficacia en 8 de cada diez pacientes tratados.

Tecnología del tratamiento

Recientes investigaciones demuestran que los campos electromagnéticos que se emiten desde el exterior del cuerpo modifican la actividad funcional cerebral, a partir de la puesta en marcha de mecanismos hasta ahora poco precisos.

Azenta Salud ha partido de la hipótesis de que los pacientes fibromiálgicos presentan una alteración de los mecanismos de modulación y codificación del estímulo doloroso a nivel del sistema de control cortical del SNC (Sistema Nervioso Central), dato ya conocido y avalado por diversos autores.

El mecanismo básico consiste en emitir el adecuado campo para corregir una respuesta alterada al dolor.

La emisión de estos campos electromagnéticos con la adecuada frecuencia se aplica al paciente en una cabina Faraday para aislar al sistema de contaminación electromagnética ambiental a través de una funda flexible con bobinas que se ajusta a la cabeza. Las sesiones tienen una duración de 20 a 30 minutos.

La enfermedad fibromiálgica

La fibromialgia es una enfermedad reconocida por la OMS desde 1992 y para la que hasta ahora no existía ningún tratamiento específico eficaz. La prevalencia en España se estima entre el dos por ciento y el cuatro por ciento de la población, lo que significa más de un millón de personas afectadas.

Su difícil diagnóstico y tratamiento supone, en estos momentos, un alto coste para la Seguridad Social, unos 10.000 euros/año por enfermo, y para los propios pacientes, que tardan una media de siete años en ser diagnosticados.

Estos enfermos, en su mayoría mujeres (80 por ciento), tienen una muy mala calidad de vida con un cortejo de síntomas que les obliga en muchos casos a causar baja laboral repetida incluso a cambiar de vida drásticamente. Además de dolor crónico difuso, es decir, en todo su organismo con una duración superior a los tres meses, tienen fatiga crónica, alteraciones del sueño, parestesias, colon irritable, disfunciones cognitivas, entre otros síntomas.

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!

Recibe nuestro boletín semanal

*Al suscribirte estás aceptando las condiciones de uso y política de privacidad

Artículos recomendados

MedicinaTV no se hace responsable de las opiniones expresadas por los usuarios de esta web en sus comentarios, se reserva el derecho a publicar o eliminar los comentarios que considere oportunos.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR