Las membranas de alta permeabilidad contribuyen a mejorar la supervivencia de los pacientes de hemodiálisis

Canal: Profesional

Las membranas de alta permeabilidad muestran un beneficio en la supervivencia de pacientes en hemodiálisis con insuficiencia renal crónica terminal (IRCT) en comparación con las membranas de baja permeabilidad. Éste es el resultado del estudio prospectivo, randomizado y controlado sobre el efecto de la permeabilidad de las membranas en el estado del paciente renal -el estudio MPO- que ha sido presentado oficialmente a través de un simposio científico sobre ensayos clínicos celebrado en la XLIV edición del Congreso Anual de la ERA-EDTA.

Especialidades relacionadas: Hematología, Nefrología

Se trata de un amplio ensayo clínico prospectivo, controlado y randomizado que compara los efectos de las membranas de diálisis de alta permeabilidad con las de baja permeabilidad en una población de pacientes de hemodiálisis. Para ello, el estudio MPO contó con la participación de 59 centros de hemodiálisis de nueve países europeos (Alemania, Bélgica, España, Francia, Grecia, Italia, Polonia, Portugal y Suecia) y, entre fines 1998 y junio de 2003 involucró a un total de 738 pacientes. La fase de observación clínica concluyó en julio de 2006. Asimismo, y en base a resultados de estudios anteriores, se reclutó a los pacientes más enfermos, definidos por niveles de albúmina sérica ≤ 4 g/dL, quienes previsiblemente se beneficiarían en mayor medida de las modalidades de tratamiento convectivas.

El análisis de supervivencia realizado a través del método Kaplan-Meier reveló un beneficio de supervivencia estadísticamente significativo en aquellos pacientes con membranas de alta permeabilidad. La reducción de riesgo relativo (RRR) para pacientes hipoalbuminémicos fue del 37%. Asimismo, al incluir en el estudio a pacientes con niveles de albúmina sérica > 4 g/dL, el mismo análisis mostró una mejora de la supervivencia para el grupo de alta permeabilidad, aunque no se alcanzó relevancia estadística.

Por otra parte, en el caso de los pacientes con diabetes mellitus enrolados en el estudio MPO se demostró también una mejora de la supervivencia en el grupo tratado con diálisis de alta permeabilidad, independientemente de sus niveles de base de albúmina sérica.

“Se trata de un resultado largamente esperado, que demuestra que nuestra hipótesis era correcta: las membranas de alta permeabilidad mejoran el estado de los pacientes de hemodiálisis más enfermos. Para ello, en el presente estudio hemos involucrado a los pacientes más enfermos, caracterizados por niveles más bajos de albúmina sérica en el momento de su inscripción en el ensayo”, explica el Profesor Francesco Locatelli, de Lecho (Italia), principal investigador del estudio MPO.

Primera evidencia a través de un ensayo clínico de los beneficios de la alta permeabilidad

Desde mediados de la década de los noventa, la evidencia epidemiológica indicaba un beneficio de supervivencia en aquellos pacientes de hemodiálisis tratados con alta permeabilidad, frente a aquellos tratados con membranas de baja permeabilidad. Sin embargo, hasta ahora no se contaba con una prueba decisiva procedente de un ensayo clínico prospectivo y randomizado. El estudio MPO fue concebido por un grupo internacional de expertos en nefrología que comparten un especial interés científico y su experiencia clínica en hemodiálisis crónica y se diseñó como un ensayo clínico prospectivo, randomizado y controlado comparando el tratamiento de hemodiálisis con membranas de alta y baja permeabilidad a través del estudio de grupos paralelos, con la mortalidad por cualquier causa como objetivo principal.

Inicialmente, los pacientes adultos de hemodiálisis podían incluirse en el estudio siempre que no llevasen más de dos meses en tratamiento renal sustitutivo y tuviesen niveles de albúmina sérica ≤ 4 g/dL. Posteriormente, el estudio abrió el proceso de selección a pacientes con albúmina > 4 g/dL. El tipo de dializador destinado a cada paciente se mantuvo durante todo el estudio,cubriendo un periodo de observación de al menos tres años. Con el fin de excluir confusiones en los resultados debidas a dosis de diálisis inadecuadas, se controló regularmente el Kt/V y los parámetros de tratamiento fueron ajustados siempre que resultó necesario con el fin de alcanzar un mínimo de Kt/V de 1,2.

El estudio HEMO

Casi de forma paralela a la realización en Europa del estudio MPO, en los Estados Unidos se llevó a cabo el estudio HEMO, también con el estado del paciente como objetivo prioritario. Este estudio, sin embargo, mostró un resultado diferente, probablemente debido a considerables diferencias en los criterios de inclusión de pacientes y en el diseño del estudio.

En este sentido, el Profesor Locatelli destacó la importancia de los resultados del estudio MPO, asegurando que los “datos resultantes del estudio mundial DOPPS muestran que entre el 56 y el 86% de los pacientes en los distintos países tienen niveles de albúmina sérica inferiores a los 4g/dL. Esto demuestra el amplio impacto de los resultados del estudio MPO sobre nuestros pacientes”.

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!

Recibe nuestro boletín semanal

*Al suscribirte estás aceptando las condiciones de uso y política de privacidad

Artículos recomendados

MedicinaTV no se hace responsable de las opiniones expresadas por los usuarios de esta web en sus comentarios, se reserva el derecho a publicar o eliminar los comentarios que considere oportunos.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR