El paciente del futuro, las asociaciones de pacientes exponen sus demandas

Canal: Profesional

El I Foro de Debate El Paciente del Futuro se ha clausurado con éxito en Barcelona, tras participar más de 50 asociaciones de pacientes de todo el estado, médicos y gestores sanitarios. Durante el mismo, se han presentado los resultados del estudio homónimo, que se lleva a cabo en ocho países europeos y que en España coordina la Fundación Bliblioteca Josep Laporte. El paciente del futuro pide una relación más personalizada con el médico, busca información en otros medios como Internet y desea asumir más responsabilidad en el cuidado de su propia salud.

Especialidades relacionadas: General

El Foro El Paciente del Futuro, organizado por la Fundación Biblioteca Josep Laporte con el patrocinio de Merck Sharp & Dohme, ha servido para dar a conocer los resultados del estudio del que este evento toma su nombre. Según esta investigación las principales demandas del paciente español son “más información, más tiempo en la relación con el médico y mejor atención”.

El estudio, realizado en ocho países europeos y coordinado en España por la citada fundación, se ha realizado en ciudades y áreas rurales, mediante focus groups y ha incluído a personas de edades comprendidas entre los 18 y los 65 años. Según sus impulsores, en nuestro país “no abundan las indagaciones sobre la opinión pública acerca de la salud y el sistema”, por lo que este estudio “supone un gran avance en el acercamiento a la visión que los españoles tienen de su sistema público de salud”.

Relación con el médico de atención primaria

Según las conclusiones del estudio, los pacientes opinan que el principal problema de los médicos de atención primaria es “la excesiva carga de trabajo de los mismos, que influye negativamente en la relación médico-paciente”. Por ello, los encuestados describieron su relación con este profesional de “impersonal y demasiado rápida”. Además, expusieron que no reciben información suficiente sobre sus afecciones ni sobre los tratamientos que se les prescriben.

Pero aunque los pacientes valoraron el sistema sanitario como poco eficiente, según los autores del estudio, la opinión sobre la competencia profesional de los médicos era en general buena, siendo especialmente positiva en médicos especialistas y cirujanos. Los usuarios de la sanidad pública encuestados, además, destacaron el problema de los tiempos de espera, llamando la atención la opinión generalizada de que para obtener una asistencia buena y rápida, “ha de acudirse a un servicio de urgencias”.

Búsqueda de información

El estudio El Paciente del Futuro también ha revelado que las mujeres, en general, son más activas a la hora de buscar información sobre la salud. El tipo de información que los pacientes, hombres y mujeres, consultan suele referirse a tratamientos, métodos de diagnóstico, información sobre el progreso de la enfermedad y pronóstico; e indicaciones y contraindicaciones de determinados tratamientos.

En cuanto a las fuentes de información, según el doctor Albert Jovell, director general de la Fundación Biblioteca Josep Laporte, “el médico sigue siendo la fuente de información principal y el paciente valora el contacto personal con el facultativo, lo que dificulta el desarrollo de la teleconsulta”. Le siguen el farmacéutico, internet, la televisión y la consulta bibliográfica, como principales fuentes de información de los pacientes.

Aunque la relación personal aún es más valorada que la consulta virtual con un médico o especialista, esta nueva tecnología es valorada positivamente como una herramienta para facilitar al médico la consulta, para aspectos administrativos e informativos como concertar una cita, elegir un especialista, solicitar recetas y acceder a información sobre cualificación, especialización y experiencia de los médicos”.

Responsabilidad del paciente en su cuidado

A la hora de chequear la actitud del paciente en torno al cuidado de la propia salud, se recogieron actitudes activas y pasivas. Aquellos más activos, visitaban al médico en cuanto se sentían mal o para realizar chequeos periódicos, solicitar información sobre enfermedades, tratamientos o incluso para solicitan participar en la toma de decisiones. Los más activos, son además quienes se adhieren mejor al tratamiento y quienes siguen mejor las recomendaciones sobre estilos de vida.

Por el contrario, los pacientes pasivos, van menos al médico, no se realizan chequeos, aceptan informaciones parciales sobre su salud y su tratamiento, tienen más nivel de incumplimiento de las terapias y muestran más desconfianza hacia su médico.

En cuanto a la hipotética opción futura de realizarse test genéticos para conocer su predisposición a sufrir determinadas enfermedades como el cáncer, los pacientes interrogados se mostraron cautelosos y muchos prefieren no conocer esta predisposición, aunque sí les parecía interesante poder evitar la posible transmisión a un hijo o hija.

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!

Recibe nuestro boletín semanal

*Al suscribirte estás aceptando las condiciones de uso y política de privacidad

Artículos recomendados

MedicinaTV no se hace responsable de las opiniones expresadas por los usuarios de esta web en sus comentarios, se reserva el derecho a publicar o eliminar los comentarios que considere oportunos.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR